Mide la efectividad y desempeño de tu estrategia digital inmobiliaria

 

Para lograr los objetivos planteados al inicio de la estrategia, se requiere paciencia y compromiso, pues pueden pasar algunos meses para poder ver ganancias significativas, como el cierre de la venta de una casa o departamento; además de una buena toma de decisiones, porque sin la parte analítica, no podemos maximizar los esfuerzos y recursos de la campaña y, por más paciencia y compromiso que tuviéramos, tardaríamos mucho más tiempo en ver las ganancias. Es aquí donde surge la pregunta: ¿Qué debo medir en mi estrategia digital de marketing inmobiliario?

Ya en algún artículo hablamos de lo que significa un KPI y porque es tan relevante para el marketing digital inmobiliario. En este artículo hablaremos de las etapas que existen en una estrategia digital y cómo medir el desempeño del mismo. Recordemos que existen cuatro principales etapas: atracción, conversión, perfilación y asesoría. Cada una tiene una acción y para relacionar dos acciones conjuntas se usa un porcentaje de desempeño.

De esta manera la atracción genera impresiones o bien alcance, según el medio que estemos utilizando en el caso de Google, impresiones son las veces que se han visto los anuncios, en Facebook, alcance son el número de personas que han visto los anuncios. Después de generar impresiones estos anuncios generan clics y el CTR es la división de los clics sobre las impresiones o alcance según el medio.

Siguiendo el mismo proceso una vez que se obtienen los clics se pasa a la etapa de conversión, donde se captan los Leads y la división de los leads sobre los clics, nos da un LTR que es que tan efectivo es nuestro entorno de conversión que puede ser una página web.

La etapa que continúa es la perfilación ya que en la industria Inmobiliaria es común generar grandes cantidades de Leads, así que tenemos un número de Leads que se perfilan y de los cuales conocemos más información como ingresos, al dividir el número de perfilados sobre el número de Leads nos da un PTR que es que tan que tan relevante es nuestro contenido para perfilar.

Finalmente para pasar a la parte de asesoría viene un último paso que es el número de perfiles que agendan una cita o visita y que nos da un ATR que es la división de las citas sobre los perfiles. Esto termina el funnel con el que medimos una campaña y una excelente práctica es tener integrados estos pasos para saber cuál es nuestro medio más efectivo y eficiente.

Si quieres aprender más te invito a que descargues nuestro ebook,  te compartiremos  una metodología para diseñar un plan de marketing digital, que te ayudará a establecer objetivos, hacer la planeación y medir los resultados de tus estrategias para saber qué tan bien están funcionando o qué puedes implementar para mejorarlas.

 

 

Posted in Sin categoría

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Bitnami